Calidad Pascual relanza, en el mercado español, sus yogures pasteurizados: únicos elaborados con leche 100% bienestar animal.

Estos productos están elaborados con Leche Pascual procedente de sus granjas certificadas en Bienestar Animal por AENOR. Un certificado basado en el referencial Welfare Quality, el más alto estándar europeo utilizado para las evaluaciones en granja. Tal y como señala Mar Doñate, directora de Marketing e I D de Calidad Pascual "en 2018 veníamos diciendo que no todas las leches son iguales. Hoy presentamos nuestros yogures certificados en Bienestar Animal y queremos poner en valor esta diferenciación única y clave para el consumidor. En Pascual damos lo mejor de nosotros para ofrecerles los mejores productos lácteos". Este argumento es el hilo conductor del nuevo posicionamiento de Pascual, que se sitúa como el único gran fabricante con todas sus granjas certificadas en Bienestar Animal.

Apuesta por una nueva identidad y nuevo packaging adaptado al mercado español para ganar visibilidad y con la misma arquitectura de gama que el resto de los productos de la marca

El mercado de yogures invierte la tendencia de los últimos años y está experimentando un crecimiento en alza con nuevos momentos de consumo. "Nuestros yogures ambiente son una alternativa que convierte en un tentempié ideal para los que buscan un snack fácil de transportar y de consumir en cualquier lugar sin necesidad de mantener la cadena de frío", explica Mar Doñate.

Pascual quiere reconquistar al público presentando una nueva imagen de marca y posicionamiento, lanzando también dos nuevas variedades sin lactosa: natural azucarado y fresa, que ya están disponibles en el mercado; y mejorando el sabor, olor, etc. de su variedad desnatada fresa. Asimismo, añade dos nuevos sabores: natural y limón. "Queremos volver a poner en valor nuestros yogures, y tenemos un bagaje histórico y la calidad que nos legitima para hacerlo. Además, tenemos un producto ganador: apetitoso, con buena textura, buen sabor", subraya la directora de Marketing e I D de la compañía. Los test organolépticos les avalan.

Este posicionamiento en Bienestar Animal, que viene de la mano del relanzamiento de la marca Pascual, trae un nuevo diseño más simple donde el protagonista es la leche y con la misma arquitectura de gama en todas las variedades, para ganar más visibilidad en los lineales y que permita reconocer al instante el producto.

La marca también cuenta con una gama original compuesta por 8 sabores: natural, natural azucarado, fresa, macedonia, plátano, fresa-plátano, limón y coco.