Aral Digital.- La Rioja Alta presenta su nuevo Barón de Oña Reserva 2004. Se trata de un tempranillo con algo de mazuelo, de color rojo picota de capa alta, limpio, brillante, con tono rosado intenso en el borde de la copa. De aroma intenso, mentolado, fresco, con notas afrutadas de frutos negros de sotobosque (moras y arándanos) mezcladas con un fondo balsámico de chocolate ‘aftereight’, cedro y regaliz, en boca es estructurado y equilibrado en grado y acidez, con notables taninos propios de uvas maduras y finas maderas.