La compañía especialista en masas congeladas panaderas, Europastry, ha destinado más de 15 millones de euros a sus seis centros productivos en Galicia: Outeiro de Rei, Lugo Ceao 1, Lugo Ceao 2, Hornos San Fiz Begonte, Koama y Chousa. Con esta inversión, ha podido inaugurar dos nuevas líneas productivas: una en Hornos San Fiz, para elaborar pan rústico premium Saint Honoré, y otra nueva línea en la planta Outeiro de Rei para elaborar la nueva gama de pizzas Kentes con masa madre. 

Gracias a estas nuevas líneas de producción, que combinan la tradición del proceso manual, con la última tecnología, se han creado en Galicia más de 200 nuevos puestos de trabajo y se prevé que este número aumente en 40 nuevos empleos el próximo mes de agosto.

Europastry, que cuenta en Galicia con 6 plantas, se consolida como referente en la elaboración artesana de productos panaderos con sello gallego

La compañía sigue su lema We are bakers (todos somos panaderos) por eso, tanto el proceso de elaboración del pan Saint Honoré como el de las pizzas Kentes se inspiran en las recetas tradicionales de los maestros panaderos. Para garantizar estos procesos tradicionales, las pizzas siguen un proceso manual de formado a mano en la masa y en la colocación del relleno. Asimismo, en la línea de pan Saint Honoré también se sigue un proceso artesano, sobre todo en la parte del estirado, formado y entablado en madera del pan, procesos que se hacen de forma manual.

En los últimos años, los productos elaborados en Galicia se han convertido en referentes para la compañía, logrando éxitos de ventas. Esto se refleja en la gama de empanadas gallegas, con una nueva receta mejorada, bajo la marca O Forno Galego, que abarca desde las más tradicionales, con una fina, crujiente y ligera masa y un 60% de relleno; hasta las innovadoras Revolution, con formas transgresoras o de colores; pasando por Las del Mundo, como las argentinas, o las envasadas para el canal retail, sin olvidarnos de la estrella: la nueva Empanada da Ribeira de Atún, elaborada con una receta única, original y distinta, inspirada en las recetas de los pueblos gallegos y con un 33% de atún en su relleno.

En cuanto a panes rústicos, destacan los panes O Forno Galegoirresistibles panes da terra desde 1959. Panes hechos siguiendo la tradicional receta artesana, cortados y formados a mano y cocidos en horno de piedra. Además de la creciente demanda de Saint Honoré, la gama de panes más premium de Europastry, cocidos en horno de piedra, con un sabor con mucha personalidad, una mayor intensidad de la masa, mayor hidratación y una corteza más pronunciada.

Otra gama de éxito en Galicia es la de pastelería Lykke, característica por gran calidad e innovación, y por contar con la colaboración del mejor pastelero del mundo, Albert Adrià, quien ha elaborado para Lykke la auténtica Tarta de Queso by Alert Adrià.

Finalmente, la nueva familia de pizzas Kentes está siendo un éxito entre los consumidores. Las pizzas elaboradas en Lugo están hechas con masa madre, aceite de oliva, ingredientes 100% naturales y toppings de gran tamaño. Más de 15 variedades entre pizzas Clásicas, de Masa Fina, de formato Mini o Rústicas al corte.

Cabe destacar un aspecto fundamental en todas estas gamas: la apuesta decidida por los hornos de suela de piedra, que absorben gran cantidad de calor, que luego transmiten de manera rápida a la masa, aportando más esponjosidad a la miga.