AMDPress.- Grupo SOS está estudiando adquirir empresas andaluzas dedicadas a sectores en los que la compañía ya tiene presencia como el aceite, las aceitunas de mesa, las galletas y el arroz, así como en nuevos sectores. Paralelamente, el grupo llevará a cabo en los próximos dos años una inversión de 60 millones de euros para mejorar las seis fábricas ubicadas en esta región.

Según explicó el presidente de la compañía, Jesús Salazar, al Diario de Sevilla, las inversiones efectuadas en Andalucía representan entre el 50 y el 55% de la facturación nacional, lo que significa que las fábricas andaluzas “son muy eficientes y están muy mecanizadas”. Para 2004, el grupo prevé una facturación de 1.010 millones de euros, un 29% más que en 2003 y espera generar un beneficio neto de 29 millones de euros, un 61% más que el año anterior.

El 53% de las ventas de la compañía procede del sector del aceite, con las marcas Carbonell y Koipesol. En cuanto a la aceituna de mesa, Salazar adelantó que su intención es que este producto se convierta en una cuarta división dentro del grupo en tres o cuatro años.