La Denominación de Origen “Navarra” es la primera denominación de origen española que establecerá límite de tiempo en el uso de las barricas, al considerar que tras nueve años de utilización éstas ya no aportan nada al vino en su proceso de envejecimiento.