AMDPress.- La página web de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha (www.jccm.es) incluye desde el pasado 17 de diciembre, en el apartado de novedades, un manual para que las empresas alimentarias que exportan a Estados Unidos puedan adaptarse a las nuevas exigencias de este país tras la entrada en vigor de la Ley contra el Bioterrorismo. El Instituto de Promoción Exterior (IPEX) y la Consejería de Agricultura han trabajado conjuntamente para ofrecer esta información y evitar que existan problemas aduaneros por ignorancia de la nueva normativa una vez enviada la mercancía al mercado norteamericano.

La Ley de Bioterrorismo entró en vigor el pasado 12 de diciembre para aumentar el control de los alimentos que se importan en Estados Unidos y fortalecer la seguridad interna del país. En este sentido, cambian los requisitos establecidos en los relativo a la entrega de documentación, notificación y registros por parte de los productores de bienes alimentarios, empresas de envasado, almacenistas e importadores.

Entre las nuevas exigencias destacan que todas las instalaciones -nacionales y extranjeras- que produzcan, procesen, envasen o almacenen productos destinados al consumo humano o animal en los Estados Unidos deben estar registradas en la Administración de Medicinas y Alimentos del país (FDA), y además, los importadores o exportadores deberán enviar notificación previa a la FDA de la llegada de los bienes al puerto de entrada.