AMDPress.- La industria de elaborados del cerdo ibérico agrupada en IBERAICE, manifiesta su satisfacción por el hecho de que la Norma de Calidad para el jamón, paleta y caña de lomo ibéricos, está llegando a la recta final de su total aplicación, tras la publicación de la Orden que establece el protocolo, requisitos y parámetros para la consideración de los machos de raza Duroc, el pasado día 23 de este mes.

El diálogo entre las partes involucradas -IBERAICE, la Interprofesional ASICI, el MAPA y las comunidades autónomas con producción de ibérico- ha favorecido lograr una adaptación de los plazos a la realidad para que su aplicación sea uniforme y homogénea, evitando posibles distorsiones por aquellos aspectos de la Norma que no puedan llevarse a cabo en esta campaña.

Para resolver esos puntos, están la Circular interpretativa elaborada por el Ministerio de Agricultura, junto con las Comunidades Castilla y León y Andalucía, para la calificación racial; la Orden para el protocolo racial de la raza Duroc, publicada en el B.O.E.; y la modificación del Real Decreto 1083/2001 para adaptar los plazos de comercialización, de próxima aparición.

Además, la Asociación Interprofesional del Cerdo Ibérico (ASICI) ha constituido un Consejo General de Inspección y Certificación, en el que se ha invitado a participar al MAPA, las Comunidades Autónomas afectadas y las entidades de inspección y certificación debidamente registradas. Este organismo se establece como foro de diálogo y colaboración para el seguimiento del cumplimiento de la Norma de Calidad y tendrá capacidad para interponer denuncias por las posibles irregularidades que se puedan cometer en su aplicación.

La industria elaboradora de ibérico considera que la modernización del sector que supone la Norma de Calidad abre una nueva etapa de trabajo para el mismo, que elevará más el prestigio de los elaborados de cerdo ibérico, y los consumidores tendrán la garantía de los productos que están a su disposición en el mercado bajo la denominación de “ibérico”.