Fairtrade Ibérica ha hecho balance de la aportación del sector del cacao tras conocer los datos económicos de la organización correspondientes al año 2020. Las ventas de productos certificados con sello Fairtrade continúan con su exponencial crecimiento doblando las ventas de 2019 y, en el caso del cacao, se han incrementado un 730% desde 2015.

El cacao ha tenido, tiene y tendrá un papel protagonista gracias, fundamentalmente, a la fuerte apuesta del canal retail por el producto estrella de Comercio Justo. En España, un 60% de las ventas certificadas por Fairtrade corresponden a la categoría de cacao y más del 77% de estas ventas se realizan en el canal retail. De esta forma, en nuestro país se puede observar la misma tendencia que se da en la mayoría de Europa, donde las grandes cadenas de supermercados desarrollan sus marcas propias de cacao sostenible, y el 60% apuesta por Fairtrade para su sello de certificación.

Los retailers y las principales cadenas de distribución alimentaria españolas, impulsados por la demanda de un consumidor cada vez más consciente y comprometido con la sostenibilidad que demanda productos de Comercio Justo, tratan de contribuir de este modo a mejorar la vida de los productores y sus comunidades. El dulce favorito de la población mundial nunca había tenido hasta ahora un origen tan amargo, pues los productores tan solo ganan una media del 6% del valor final de una barra de chocolate, un porcentaje ínfimo del valor de venta que al final constituye la base de este problema.

El gasto per cápita de los españoles en productos de Comercio Justo ha pasado de 0,72 euros a 2,92 euros entre 2015 y 2019

El cacao lidera, pues, el creciente aumento del gasto per cápita de los españoles en productos de Comercio Justo con sello Fairtrade, que en 2019 era de 2,92 euros, correspondiendo a productos de cacao 1,84 euros (el total de ventas de productos con cacao certificado superó los 86 millones de euros). En 2015, el gasto per cápita en productos Fairtrade tan solo eran 0,72 euros. “En los últimos tres años hemos conseguido sensibilizar a los principales fabricantes de cacao españoles y en la actualidad contamos con las 20 marcas más importantes de la industria de cacao a nivel nacional, a través de más de 300 referencias que tienen el sello Fairtrade con todos los beneficios sostenibles que ello conlleva” declara Álvaro Goicoechea, director de Fairtrade Ibérica.

Fairtrade lidera a nivel nacional e internacional la lucha por la Justicia Social con los productores de cacao, “trabajando gracias a sus estándares económicos con las herramientas del precio mínimo y prima Fairtrade por unos ingresos dignos para el productor, estándares sociales como prohición del trabajo infantil y forzoso, y estándares medioambientales como la prohibicion de uso de sustancias pesticidas y programas especificos para evitar la desforestación”, añade Goicoechea.

20 marcas y más de 300 referencias lideran la transformación del mercado del chocolate en España.

La industria del cacao española ha encontrado en Fairtrade Ibérica un socio clave para avanzar en su estrategia de sostenibilidad, ya que los productos certificados con sello Fairtrade cumplen con 8 de los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible. Además, Fairtrade es un socio compremetido y riguroso con el que mitigar los riesgos en materia de Derechos Humanos en las cadenas de suministro a la vez que garantiza una trazabilidad segura y sostenible en sus cadenas de aprovisionamiento.

El listado de empresas y marcas españolas de chocolate que ya cuentan con el sello Fairtrade de certificación de Comercio Justo está compuesto por Ecoficus, Personal Food, La Estepeña, Oxfam Intermón, Natra, Imperial, Ibercacao, Isabel Chocolates Artesanos, Chocolates Solé, Torras, Delaviuda, La Biblia, Iswari, Alternativa, Arluy, Artesanal Chocolatería, Cacao Sampaka, Abellán Biofoods, Sosa y Coloma García Artesanos.