Mahou San Miguel ha invertido 2,1 millones de euros en la puesta en marcha de un nuevo modelo de distribución en Andalucía. A través de de este proyecto, que ya está a pleno rendimiento, la cervecera señala que refuerza su compromiso con el desarrollo económico de esta comunidad autónoma y asegura tanto la competitividad como la sostenibilidad a largo plazo de sus centros de producción de cerveza andaluces, ubicados en Córdoba, Granada y Málaga; y su manantial y planta de envasado en Jaén.

A través de dos almacenes, uno ubicado en su Centro de Producción de Córdoba y otro en Guadalhorce (Málaga), Mahou San Miguel da servicio a todos los clientes de su Canal de Alimentación en la zona sur de España. Ambas instalaciones suman una superficie de más de 12.500 metros cuadrados y en ellas se han movido más de 30.000 palets y se han realizado un promedio de más de 1.000 cargas mensuales.

"Este proyecto pone de manifiesto que, para nosotros, Andalucía tiene una importancia estratégica y, por ello, continuamos reforzando el compromiso con la zona a través de la inversión continua en nuestras instalaciones y en iniciativas que impulsan su economía y su desarrollo", afirma Carmen Calama, directora de Logística de Mahou San Miguel.

Mahou San Miguel en Andalucía cuenta con más de 300 profesionales en sus tres centros de producción de cerveza, ubicados en Córdoba, Granada y Málaga, y en su manantial de agua y planta de envasado de Los Villares (Jaén). El año pasado, la cervecera destinó 51 millones de euros a la compra de bienes y servicios a 494 empresas andaluzas, lo que supuso un incremento del 8% respecto al año anterior. Unas cifras a las que hay que sumar su apoyo a la Hostelería en la Comunidad, a cuyo impulso destinó 750.000 euros, un 11,5% más que en 2016. Además colaboró en diversas iniciativas relacionadas con la cultura y el ocio andaluz, invirtiendo más de 4 millones de euros en distintas acciones.