Carrefour amplía su gama de quesos con el lanzamiento de siete nuevas referencias dentro de su marca internacional Reflets de France. El objetivo es ofrecer al cliente la posibilidad de disfrutar de productos elaborados por pequeñas y medianas empresas locales francesas que representan su gastronomía manteniendo las recetas tradicionales y los ingredientes específicos de la región. La gama puede ser una excelente propuesta de cara a las comidas y cenas de Navidad con productos auténticos y de calidad.

Actualmente la compañía cuenta, dentro del surtido Reflets de France, con 14 variedades de quesos, todos típicos de Francia donde la tradición, la localidad, el origen y la alta calidad de las materias primas son sus principales valores. 

Los nuevos quesos Reflets de France

Entre las nuevas incorporaciones se encuentra el Pont l'Evêque, DOP (AOP), que nació dentro de las abadías cistercienses de la Edad Media, lo que lo convierte en uno de los quesos más antiguos de la gastronomía francesa. Elaborado  con leche pasteurizada de vaca, tiene corteza lavada y sabor a avellana y toques afrutados. 

El queso Saint-Marcellin, reconocible por su corteza blanca a veces ligeramente arrugada, se caracteriza por su textura fundente. Se fabrica con leche cruda, recolectada de fincas ubicadas en la región de Auvernia-Ródano-Alpescerca.

Saint-Nectaire, debe su nombre al mariscal de Francia, Henri, duque de la Ferte Senneterre, muy apreciado en la corte de Luis XIV, el rey Sol. Es un queso de pasta prensada cruda y tiene un delicado sabor a nuez debido a la flora aromática de los pastos de Mont-Dore. 

Ossau Iraty, se produce desde hace más de 5 siglos por pastores vasco-bearneses y toma su nombre de la asociación de dos lugares emblemáticos de la región, el valle de Ossau y el macizo de Irati. Se elabora con leche de oveja de tres razas autóctonas alimentadas principalmente con pasto.

El nombre del queso Gruyère proviene de la distorsión del nombre de los recaudadores de impuestos en la Edad Media, llamados oficiales "Gruyers". Producido y madurado en Saboya, la leche utilizada procede de rebaños de razas autóctonas alimentadas en verano con pasto y en invierno con heno seco. En su maduración pasa sucesivamente de cavas frías para desarrollar la corteza, a cavas calientes donde se forman sus característicos agujeros.

El queso Mimolette, tiene un característico color anaranjado cuyo origen se remonta al siglo XVIII, cuando Luis XIV eligió el color para distinguir los quesos franceses de la producción holandesa. Madurado durante 12 meses y elaborado con las mejores leches de Normandía, posee una riqueza excepcional, alto contenido en grasas, niveles de proteínas  y vitaminas, así como por su flora bacteriana láctica que es característica del terruño de Isigny. 

Y por último, el Bleu des Causses es un queso de leche de vaca con una pasta de  marfil blanco veteado con moldes azul verdosos bien distribuidos. Madurado durante al menos 70 días en Caves Naturelles, el azul de Causses Reflets de France es reconocido por su incomparable sabor, cuya textura se derrite en la boca. 

Sabor tradicional 

La marca internacional de Carrefour Reflets de France, quiere ser un punto de referencia en la puesta en valor de la cultura gastronómica vinculada al territorio francés. Esto se logra a través de la selección de excelentes pequeñas y medianas empresas, arraigadas en la zona de origen, que son capaces de combinar seguridad y calidad, actualizando la tradición, recreando los sabores más famosos respecto a la preparación original y, finalmente, de promover el conocimiento del patrimonio alimentario francés, potenciando las identificaciones geográficas protegidas.