AMDPress.- La patronal de distribuidores, autoservicios y supermercados (Asedas) ha presentado a la Dirección General de Política Comercial un paquete de medidas regulatorias, laborales y fiscales para el fomento de la eficiencia de los canales de distribución.

Así, Asedas ha presentado un paquete de medidas laborales para hacer al sector de la distribución más atractivo y para disminuir la rotación actualmente existente. A su juicio, son necesarias medidas que permitan incorporar al comercio nuevos colectivos que pueden encontrar en él una vía de acceso al mercado laboral, a través de la reducción de 45 a 40 años la edad para acceder a contratos incentivados, la modificación del contrato a tiempo parcial o la regulación de los contratos para nuevas actividades.

Además, la patronal solicita que se promuevan programas de formación en todos los niveles del sistema educativo, como aspecto clave para elevar la capacidad de los profesionales y la mayor valoración del empleo en el comercio.

En cuanto a las propuestas en materia regulatoria, destacan medidas para simplificar y facilitar el cumplimiento de las normas sectoriales sobre aspectos como la gestión de envases, la seguridad alimentaria, el transporte y los servicios.

Además, se ha propuesto que se mejore la regulación sobre la autorización para la apertura de establecimientos comerciales, dado que el tiempo de tramitación de las licencias y la diversidad de procedimientos actuales provoca un coste elevado a las compañías. Así, se ha solicitado una reducción en los plazos de tramitación, la eliminación de trámites innecesarios y una mayor coordinación entre las Administraciones competentes para conceder estas autorizaciones.

En cuanto a las medidas fiscales, el objetivo es mejorar la normativa sobre el IVA, para que no sea un factor de pérdida de competitividad de los comerciantes independientes. En concreto, se propone la sustitución del actual recargo de equivalencia sobre el IVA por un sistema que permita a los pequeños distribuidores de alimentación someterse al régimen general del impuesto, como hacen las sociedades mercantiles. Por su parte, las propuestas de fomento de la eficiencia están relacionadas con la mejora del nivel de conocimiento de la cadena de valor de los productos, la aportación de cada operador al producto final y los costes que todos los eslabones soportan.

Por último, Asedas ha reclamado medidas de fomento de la colaboración con el comercio de proximidad, en especial para la mejora de los mercados municipales y para potenciar el comercio existente en los núcleos de las ciudades.