La edición 2018 de Sial Paris cerraba sus puertas el pasado 25 de octubre, después de cinco días de frenética actividad, revalidando su status como cita imprescindible para la alimentación mundial. Los 7.200 expositores, un 87% internacionales llegados de 119 países, han recibido un número récord de visitantes profesionales: más de 310.000, el 73% de ellos internacionales procedentes de cerca de 200 países. A la cita ferial, que tuvo lugar en el Parc des Expositions Paris-Nord Villepinte de la capital francesa, también acudieron 135 delegaciones y 26 miembros de Gobiernos. Según adelantan sus organizadores, Comexposium Group, más de la mitad de los expositores presentes han reservado ya su participación para la convocatoria que tendrá lugar en 2020.

Sabor, autenticidad y sentido fueron los lemas inspiradores de esta nueva edición de la feria francesa y el escenario hacia el cual mira el sector de la alimentación internacional para entender y afrontar los desafíos de aquí al año 2030. En palabras del director de Sial Group, Nicolas Trentesaux: "Este es un futuro que, menos que predecirlo, deseamos al menos anticipar para ofrecer respuestas reales a los profesionales, mientras todo está cambiando. Todo. Las expectativas de los consumidores en términos de salud, autenticidad, transparencia y buena alimentación nunca han sido tan fuertes, las responsabilidades del sector están en constante crecimiento y, si se me permite, la guinda del pastel: tendremos que alimentar a 100 millones más de personas cada año de aquí a 2050. Ningún otro sector en el mundo se enfrenta a tales desafíos".

Los 7.200 expositores, un 87% internacionales llegados de 119 países, han recibido un número récord de visitantes profesionales: más de 310.000, el 73% de ellos internacionales procedentes de cerca de 200 países

En 2018, incluso más que en ediciones anteriores, Sial Paris puso el foco en la innovación; identificando los problemas y dibujando perspectivas. Así con ocasión de la feria se presentaba la cuarta parte del estudio "Food 360°" realizado por Kantar TNS en sinergia con las especificaciones de Tendencias futuras de alimentos de XTC World Innovation; completado con el informe de tendencias en restauración, realizado por Gira Conseil. Innovar, de acuerdo con la visión de Sial París 2018, es ofrecer un escaparate excepcional de ideas y conceptos originales que pronto estarán en los lineales de las tiendas. Durante el certamen se presentaron 2.355 innovaciones candidatas a los premios Sial Innovation, 15 de ellas -dos españolas- presentes en el espacio preferente de Sial Innovation; en el que se pudo ver ejemplos de productos que responden a esa corriente que vive el consumidor en la búsqueda de más autenticidad, más sabor y más sentido.

El futuro también se materializó con los productos seleccionados por el espacio Foodtech, que presentó las innovaciones de toda la cadena de valor alimentaria francesa. En tanto, Ecotrophelia Europe ofreció otra visión de la comida del futuro, gracias al concurso nacional y europeo de innovación alimentaria "Trofeos estudiantiles para la innovación alimentaria"; una incubadora de ideas para la industria alimentaria. Algo que también se reflejó en el sector de Comida Alternativa y su Foro, dedicado a una nueva alimentación que está conquistando a cada vez más adeptos.

Más de la mitad de los expositores presentes han reservado ya su participación para la convocatoria que tendrá lugar en 2020

Fiel a su compromiso de "inspirar ... y ver más lejos", la cita internacional de la alimentación ha presentado, de la mano de Future Lab, una nueva atracción dedicada a la prospección alimentaria que contó con un gran atractivo para los visitantes de la feria. A modo de túnel experiencial se habilitó un espacio para las "start-ups" y los conceptos de realidad virtual en el que se proponía a los visitantes proyectarse a sí mismos en el Planeta Food de 2030. En total en Sial Paris 2018 estuvieron presentes 650 "start-ups".

Finalmente, a lo largo de las cinco jornadas de Sial Paris la zona denominada La Cuisine también ofreció un sinfin de animaciones culinarias con clases de cocina en vivo y un recorrido por la innovación en la restauración de la mano del chef Yannick Alléno, padrino de honor de la feria este año.