Aral Digital.- Grupo Campofrío ha registrado una cifra de negocios de 668 millones de euros en los primeros nueve meses de 2008, lo que representa un crecimiento del 5,4% respecto al mismo periodo de 2007. El incremento de la facturación logrado en este período, de 34 millones de euros, ha permitido que las ventas de la compañía en la moderna distribución hayan crecido a un ritmo superior al del mercado de marca, en un contexto, además, de claro aumento de la tendencia de compra de marca de la distribución por parte de los consumidores.

El sector se ha visto afectado por el encarecimiento de las materias primas utilizadas en los productos, en comparación con los precios de 2007. Este incremento ha sido especialmente relevante en los últimos meses en el caso del cerdo vivo, que ha subido un 23% en septiembre y un 13% en agosto frente a los mismos periodos del año anterior. En cualquier caso, el Ebitda de Grupo Campofrío hasta septiembre de 2008 se ha situado en 53,3 millones de euros.

Por su parte, el beneficio neto consolidado antes de minoritarios de estos primeros nueve meses ha sido de -5,7 millones de euros, frente a los 14 millones de euros del mismo periodo de 2007. Según Campofrío, esta caída es consecuencia del impacto de -20,9 millones de euros que la venta de la filial rusa Campomos y sus resultados acumulados hasta septiembre han tenido en los resultados operativos del Grupo consolidado de estos nueve meses de 2008, que sin esta aplicación se habría situado en 15,2 millones de euros.

Del mismo modo, en estos primeros nueve meses del año, Grupo Campofrío ha reducido su deuda financiera en un 16,6%. Dicha deuda, al 30 de septiembre de 2008, es de 166,7 millones de euros, frente a los 200 millones de euros registrados por este mismo concepto al 30 de septiembre de 2007.

En la división de Iberia, durante estos nueve meses de 2008 la cifra de negocios agregada ha crecido un 6%, hasta alcanzar los 672 millones de euros, mientras que el Ebitda se ha situado en 50,5 millones de euros. En cuanto al área internacional, las ventas de Tabco, la filial rumana del Grupo, han sido de 25,2 millones de euros en estos primeros nueve meses del año, frente a los 28,4 del mismo período del ejercicio precedente.

También dentro del área internacional, cabe destacar que Grupo Campofrío alcanzó un acuerdo con la compañía finlandesa Atria-Invest OY para la venta del 100% de las acciones de su filial rusa Campomos, que se ha materializado en octubre. Esta decisión permite a Campofrío dedicar todos sus recursos y esfuerzos a desarrollar su nuevo proyecto derivado de la fusión con Groupe Smithfield Holdings.