Europastry, fabricante de masas congeladas panaderas, lanza Sophie, su nuevo croissant con mantequilla especial gracias  su proceso double pointage y los ingredientes utilizados. 

El croissant Sophie pasa por el proceso double pointage siguiendo los parámetros slow - cold - long. Este se basa, en un amasado, reposo y fermentación lentos para facilitar la unión perfecta de hojaldrado y sabor (slow). Después se realiza un enfriamiento controlado a baja temperatura para conseguir una estructura y alveolado de calidad. Finalmente, hay que tener en cuenta las horas de duración del proceso. 

Está elaborado con trigos de fuerza para conseguir las mejores harinas, posee un 26% de mantequilla fresca y su sabor lácteo se combina con un toque de caramelo.