ARAL Digital.- Galletas Gullón, con el objetivo de mantener su apuesta por la exportación, ha abierto en este mes de marzo una nueva filial en Italia, ‘Biscotti Gullón, Srl’, que tendrá la sede en Milán y que garantizará el suministro a todas las regiones italianas. La nueva filial se encargará de comercializar de forma directa los productos de Gullón en el país transalpino, con el objetivo de potenciar las ventas en este mercado, aunque manteniendo la fabricación en la sede de Aguilar de Campoo (Palencia).

De esta forma, la compañía pretende reforzar su posición en Italia, país en el que se está manteniendo un crecimiento sostenido en los últimos años. Tras varios estudios de mercado sobre la demanda y hábitos de consumo de los italianos, la compañía ha visto en este país mediterráneo un mercado idóneo para potenciar las ventas. La nueva filial en Italia será la segunda que Galletas Gullón tendrá en el extranjero. La primera fue “Bolachas Gullón”, que se creó en el año 2000 y que tiene su sede en Pombal (Portugal).

Actualmente, uno de los objetivos de Gullón a corto plazo pasa por aumentar el crecimiento en los mercados exteriores. Hoy, la compañía cuenta con una cuota de facturación exterior cercana al 35% y se espera un crecimiento para 2012 por encima de los dos dígitos. Para Gullón, la exportación se ha convertido en parte indispensable del negocio, ya que en la última década ha desarrollado una importante política de internacionalización y tiene presencia en los principales mercados del mundo. De hecho, Gullón exporta hoy a 86 países en los cinco continentes.