La exportación española de frutas y hortalizas registró en el pasado ejercicio un valor de 1,02 billones de pesetas, lo que supone un crecimiento del 6% respecto al ejercicio anterior; mientras que el volumen aumentó un 3,7%, hasta los 9,1 millones de toneladas. Estas cifras, aunque suponen, según Fepex, una ligera recuperación con respecto a 1999, confirman el deterioro que en el ritmo de crecimiento vienen registrando las exportaciones desde 1997.