AMDPress.- Nestlé España tiene previsto renovar de su negocio de helados con la unificación de las marcas Camy y Miko en la enseña Nestlé y su incorporación de su nueva imagen a los puntos de venta (ver ARAL Digital número 803).

Con esta operación, que desarrollará hasta principios del próximo año, el grupo alimentario espera situarse como líder marquista del sector de helados, posición que hasta ahora ocupa Frigo, propiedad de la multinacional Unilever, según destacó Alberto Bricall, director de la división de helados de Nestlé España.

Bricall también anunció un impulso de las inversiones en este área, con lo que esperan mantener crecimientos superiores al conjunto del mercado; en especial a partir de 2005, cuando se haya superado un primer año de consolidación de la nueva marca.