Aral Digital.- Pernod Ricard ha cerrado el ejercicio 2008/09 con una facturación de 7.203 millones de euros, lo que se traduce en un incremento del 9%, debido principalmente a la integración de Vin&Sprit, cuya facturación alcanzó los 915 millones ( 12%). Por su parte, el resultado neto consolidado del grupo ascendió a 945 millones de euros, con un crecimiento del 13%; la deuda neta se situó en 10.888 millones de euros.

“A pesar de un entorno particularmente difícil, el Grupo ha registrado, durante el ejercicio cerrado, un resultado muy satisfactorio, que refleja la eficacia y la robustez de nuestra estrategia, pero también el compromiso y la reactividad de nuestros colaboradores en todo el mundo”, según Pierre Pringuet, director general de Pernod Ricard.

La compañía afronta el ejercicio 2009/10 con confianza y determinación. “Nuestras prioridades son claras, proseguir la reducción de la deuda y reforzar las inversiones en nuestras marcas estratégicas”, concluye Pringuet.