Aral Digital.- El consejo de administración de SOS Corporación Alimentaria propondrá a sus accionistas en una junta general extraordinara un conjunto de ampliaciones de capital por un total de 596 millones de euros, destinados a mejorar los fondos propios de la compañía que permitan al grupo “abordar con solvencia” su plan de negocio.

El proceso de receptación se llevará a cabo mediante una ampliación por aportaciones dinerarias de 200 millones de euros, con la emisión de 400 millones de nuevas acciones, a razón de 0,50 euros por título, valor nominal de las acciones; sin prima de emisión y con reconocimiento de derecho de suscripción preferente. De estos 200 millones de euros, el grupo destinará 120 millones a la amortización de deuda y los 80 millones de euros restantes, al desarrollo del plan de negocio.

Asimismo, SOS propondrá a sus accionistas una ampliación por aportaciones no dinerarias por conversión de las participaciones preferentes de 237 millones de euros, que se realizará mediante una ofera de canje por acciones de la firma, que podrá ser aceptada de forma voluntaria por los titulares de dichas participaciones.

Del mismo modo, la compañía planteará a su accionariado una compensación de créditos por un valor total de 159 millones de euros. Así, pretende capitalizar 72,9 millones de euros, mientras que otros 35,9 millones de euros se convertirán en deuda participada, con la posibilidad de que este importe sea también objeto de capitalización.

Además, determinadas entidades financieras acreedoras han solicitado a la empresa la posibilidad de convertir en capital parte de la deuda. De esta manera, y como se refleja en el Contrato de Financiación, SOS propondrá a su junta de accionistas la compensación de dichos créditos hasta un importe máximo de 50 millones de euros.

Estos aumentos de capital supondrían la anulación de la ampliación de 112 millones de euros a 1,5025 euros por acción que se aprobó en la junta de accionistas del pasado 20 de mayo y cuya revocación se planteará en la junta extraordinaria.

De este modo, el grupo alimentario prevé triplicar sus fondos propios, hasta aproximadamente 1.001 millones de euros, desde los 350 millones de euros con los que cuenta en la actualidad, para lograr “una sólida base patrimonial”.

Una vez finalizado el proceso de recapitalización del grupo, el ratio de endeudamiento/fondos propios de SOS se reduciría un 80%, pasando de 4,26 veces a 30 de junio de 2010 a una estimación de 0,82 veces a 31 de diciembre, o lo que es lo mismo, la deuda pasará de ser cuatro veces los recursos propios de la compañía a estar por debajo de los mismos.