AMDPress.- El Grupo SOS ha facturado 1.256,07 millones de euros en 2005, lo que supone un incremento del 29,13% respecto al ejercicio anterior. La división de aceite ha supuesto el 61,65% de la cifra de ventas de la compañía, y ha sido la que mayor crecimiento ha obtenido, aumentando un 58,5%, hasta llegar a los 774,3 millones de euros.

Según la compañía, entre julio y diciembre de 2005, se ha producido una subida de los precios del aceite de oliva en origen superior al 40%, que el grupo no ha hecho repercutir en los consumidores hasta finales de año, siguiendo una estrategia marquista basada en la estabilidad de los precios al cliente final y el mantenimiento de sus compromisos adquiridos con sus grandes clientes internacionales (Wal Mart, Costco, Tesco, etc.). Esto explica la reducción del ebitda del grupo en un 29,3%, hasta los 55,5 millones de euros.

Por otro lado, esta situación ha provocado también la caída de los resultados después de impuestos, situando esta cifra en 10,33 millones de euros. A pesar de ello, la compañía asegura que el pasado año comercializó el 11% del total mundial de aceite de oliva. Con la incorporación de Carapelli, SOS prevé que este porcentaje suba hasta el 14% en 2006, llegando a comercializar unos 233 millones de litros.

Por su parte, la división de arroz ha aportado a la empresa en 2005 el 19,80% de la facturación consolidada, registrando una cuota y rentabilidad superiores a los objetivos marcados. Por su parte, los platos preparados con base de arroz han mejorado la cuota un 43,2%, situándose en el 16,1% del total del mercado.

En otro orden de cosas, la actividad galletera de Grupo SOS ha alcanzado un margen ebitda sobre ventas superior al 17%, llegando a los 21,96 millones de euros. Además, la incorporación de Oleosan a todas las galletas y las campañas de publicidad encaminadas a explicar los beneficios de este ingrediente han logrado que esta división aportara el 10,28% a la cifra de ventas consolidada.

En cuanto al área de diversificación, la incorporación de Minerva y su negocio de aceitunas y el incremento de los precios de los productos especiales han elevado la facturación a 103 millones ( 29,61%), lo que supone el 8,28% de la cifra global de ventas consolidadas del grupo.