Más de medio centenar de pequeños productores y cooperativas agroalimentarias han respondido a la propuesta de Caprabo para comercializar sus producciones, castigadas como consecuencia de la situación de alerta sanitaria por el Covid-19. Caprabo ya estudia las vías más adecuadas para dar salida a los productos de proximidad del campo de 53 productores de vino, fruta, verdura, charcutería, carne, lácteos, quesos, entre los más destacados, además de miel, legumbres, frutos secos y aceites. En total son productos representativos de 28 comarcas catalanas.

Para Fernando Tercero, responsable de proximidad en Caprabo, “en una situación como la actual, desde Caprabo consideramos que debemos poner nuestra experiencia al servicio de los pequeños productores, siendo una ayuda más que les facilite superar estos momentos. Por ello, al indentificar que muchos productores de proximidad habían perdido sus canales habituales de comercialización por la situación de alerta sanitaria, hemos querido poner a su disposición las 300 tiendas de Caprabo”.

Fernando Tercero: "La iniciativa ha tenido una gran respuesta y en dos días hemos recibido más de 50 peticiones, en las que ya estamos trabajando"

“El Programa de Proximidad por Comarcas que ya tenemos en Caprabo, nos permite una relación muy estrecha con más de 300 productores, a quienes ya se les ha propuesto ampliar la comercialización de sus productos en nuestros supermercados. Además, pensamos que era posible añadir a más empresarios del campo. La iniciativa ha tenido una gran respuesta y en dos días hemos recibido más de 50 peticiones, en las que ya estamos trabajando”, destaca Tercero.

El llamamiento lanzado por Caprabo ha recibido el apoyo del Departamento de Agricultura de la Generalidad de Cataluña y de la Federación de Cooperativas Agrarias de Cataluña (FCAC). El conocimiento del sector productivo agroalimentario y la experiencia en distribución de Caprabo han sumado para dar soporte a pequeños productores del campo en la situación de alerta sanitaria por el Covid-19. Más de 30 pequeños productores agroalimentarios se habían puesto en contacto con Caprabo entre el viernes y el lunes pasado, mientras que otra veintena trabajan con la compañía para ampliar su comercialización.

“Son productos de calidad, frescos en la mayoría de los casos y de gran valor añadido. Hemos abierto una nueva línea de trabajo que pensamos ayudará a la economía en muchos aspectos y mejorará la oferta en nuestros supermercados. Debemos continuar este camino de apoyo a los productores de proximidad dando a conocer a los consumidores la producción de cada territorio”, añade Fernando Tercero.

Por comarcas, destacan productores procedentes de Maresme, Osona, Vallés Oriental, Bages y Segrià. Y los productores que han mostrado más interés y necesidad de abrir canales de venta son los de vinos, fruta y verdura, charcutería, carne, lácteos y quesos.

Medidas de seguridad por el Covid-19

Siguiendo las recomendaciones de las autoridades sanitarias frente al Covid-19, los supermercados de Caprabo incorporan medidas de seguridad para prevenir los contagios. Destaca la distancia en colas de entrada de 2 metros; prioridad de la compra para personas mayores, personas con discapacidad, embarazadas y personal sanitario; aforo limitado en el interior de la tienda; mamparas de separación para cajas de cobro; y facilitar guantes y desinfectante en la compra, entre las más destacadas.

Una de las últimas medidas implantadas desde esta semana es el uso de mamparas gorro para los trabajadores de las tiendas.  Además, Caprabo también indica a los clientes los momentos de la jornada con menor aforo con el objetivo de que puedan escoger la franja horaria que mejor se adapta a cada necesidad.