La cooperativa Covirán ha invertido 180 millones de pesetas en la construcción de una nueva plataforma de distribución en la localidad onubense de Cartaya, desde la que dará servicio a toda la provincia de Huelva e iniciará su andadura en el sur de Portugal. La nueva instalación, ubicada en una parcela de 5.100 metros cuadrados, cuenta con una sala de ventas de 3.000 metros cuadrados y un área de productos perecederos de 2.400 metros cuadrados. Las previsiones de Covirán son las de obtener una facturación de 38.000 millones de pesetas en el presente ejercicio, lo que supone un crecimiento del 8% respecto a las ventas del ejercicio anterior.