Aral Digital.- “Caprabo es un referente de calidad, proximidad y eficiencia”, según manifestó anoche José Montilla, presidente de la Generalitat de Catalunya, durante el acto institucional de celebración del cincuentenario de la cadena, celebrado en la Casa Llotja de Mar de Barcelona. El evento, que congregó a más de 600 personas, contó también con la presencia del conseller de Innovación, Universidades y Empresa de Catalunya, Josep Huguet; así como con Javier Amezaga, consejero delegado y director general de Caprabo, y Constan Dacosta, presidente de Eroski.

“Quiero agradecer a Caprabo su su arraigo al territorio. Siempre ha estado al lado de los productos catalanes y queremos que en la etapa actual siga manteniendo este espíritu”, apostilló Montilla. Por su parte, Amezaga, quien anunció que los 10.000 trabajadores de la compañía iniciarán un proceso para convertirse en cooperativistas en los próximos años, sentenció: “La compañía tiene una estupenda salud, gracias a un modelo consolidado, y está más preparada que nunca para afrontar los retos del futuro”.

Constan Dacosta, por su parte, enfatizó la solidez del actual proyecto de Caprabo y manifestó el compromiso inequívoco de Eroski con el futuro de la compañía. “Caprabo mantiene su espíritu y su apuesta por los fabricantes y por las marcas”, apostilló Amezaga, señalando, además, que la empresa se ha puesto el listón del 18% de cuota para la marca del distribuidor. En clave económica, el consejero delegado prevé que Caprabo cierre el ejercicio “con resultados positivos; de hecho, nuestras ventas están creciendo un 4% más que las del resto del mercado”.

El acto institucional contó con la presencia de, entre otros, Juan José Guibelande, consejero adjunto a la presidencia de Campofrío y presidente de AECOC; José María Bonmatí, director general de AECOC; y Miquel Valls, presidente de la Cámara de Comercio de Barcelona. También hubo representantes de empresas como Unilever, Codorniu, Bimbo, Damm, Grupo Agrolimen, Nutrexpa, Moritz y FrieslandCampina.