La cervecera checa Budejovicky Budvar ha retirado la demanda presentada en los tribunales alemanes relativa a la utilización del nombre “Budweiser” para identificar la ciudad de origen donde se produce su cerveza. Budejovicky acepta ahora ante los tribunales alemanes que el nombre de la ciudad donde se produce su cerveza no es “Budweis”. Sin embargo, Budvar mantiene este argumento como base de sus reclamaciones judiciales en otros países europeos. Según un dictamen de un prestigioso juez retirado del Tribunal Supremo, la ciudad donde se produce su cerveza no es conocida actualmente como Budweis y no lo ha sido desde hace muchos años. Ceske Budejovice, ciudad de la República Checa, era conocida como Budweis por la mínoria de la lengua alemana en la época en la que la región de Bohemia formó parte del Imperio Austro-Húngaro antes de 1918, pero esta denominación ya no está en uso, al igual que el nombre gentilicio “budweiser” no se utiliza desde que acabó la segunda Guerra Mundial, según señala el mencionado dictamen. Para Stephen J.Burrows, presidente de Anheuser-Busch International, “la opinión de este prestigioso experto mina claramente el argumento de Budvar en la disputa por la marca “Budweiser” y deja claro que los argumentos utilizados por esta cervecera en otros países son erróneos en el mejor de los casos”. Anheuser-Busch registró la citada marca “Budweiser” en 1978, antes de que se creara la empresa Budvar en 1895.