AMDPress.- La empresa ilicitana Cárnicas Ballester cerró el ejercicio económico del año pasado con una facturación que superó la barrera de los cinco millones de euros (exactamente 5.085.457 euros), cifra que se traduce en un 11,3% de incremento con respecto al ejercicio anterior. Desde 1996, año en el que la facturación se situó en 4.380.766 euros, esta empresa familiar dedicada a la comercialización de carnes y productos cárnicos ha registrado un crecimiento progresivo que le ha llevado a convertirse en una de las firmas más importantes de su sector dentro de la Comunidad Valenciana y de España.

Para este año, Cárnicas Ballester tiene previsto mantener la cuota de crecimiento constante y cerrar el ejercicio con cinco millones y medio de euros de facturación, que naturalmente tendrá su reflejo en el tonelaje de productos vendidos. De las 1.580 toneladas que Cárnicas Ballester comercializó en el año 1996, se ha pasado a las 2.185 toneladas de 2002.

Por otro lado, esta empresa ultima su Plan de Expansión, que incluye ampliar el negocio hacia la venta de otro tipo de productos cárnicos, para los que realizará una inversión inicial de 1.850.000 euros en estudios de viabilidad, instalaciones, maquinaria y equipos, programas informáticos, personal y canales de comercialización y distribución. Según Javier Ballester, director de comercial y financiero, el objetivo de este Plan de Expansión es “diversificar el mercado cárnico y conseguir productos de mayor calidad para aumenten la confianza del consumidor en este sector tan deteriorado en imagen después de la crisis de las vacas locas”. “Precisamente”, añade, “lo que nos ha mantenido en el mercado, incluso con crecimiento en los malos momentos, ha sido que desde siempre hemos ofrecido a nuestros clientes productos cárnicos que han pasado los máximos niveles de seguridad alimentaria”.

La empresa, ubicada en el Polígono Industrial Carrús de Elche, tiene una cartera de clientes de toda España, aunque sus principales clientes están situados en la Comunidad Valenciana y en Murcia. En la actualidad posee una granja, situada en Orihuela, donde produce el 25% del total de carne que distribuye en el mercado, el resto de producto lo compra a prestigiosos ganaderos, para que toda la carne que vende sea de la misma calidad. La cárnica divide su producción en carne de vacuno, 70% de su facturación total, ovino con el 15% de su facturación y productos elaborados con cerdo un 15% de su facturación.