Carpisa Foods ha facturado 101 millones de euros en el ejercicio de 2018, lo que supone un incremento del 15,7% frente al año anterior (87.3M€). La compañía, con sede en Griñón (Madrid), mantiene su tendencia alcista y encadena cuatro ejercicios consecutivos creciendo a doble dígito.

En términos de volumen comercializado la compañía también crece y cierra 2018 con unas ventas de 23.000 toneladas de productos congelados y 2.000 toneladas de productos refrigerados.

Inversión en tecnología 

Este crecimiento es posible gracias a la firme apuesta de la compañía por la innovación. Para Carpisa Foods, la inversión en tecnología punta se ha convertido en un factor estratégico para ganar capacidad productiva y optimizar los procesos. “El coste de la carne de vacuno mantiene la tendencia alcista de estos últimos años. Apostar por el crecimiento, la innovación y la inversión en tecnología de vanguardia nos permite mejorar la competitividad y ofrecer soluciones para que estas subidas de precio afecten lo menos posible a nuestros clientes”, apunta Carlos Quintas, director general de Carpisa Foods.

En 2019, la compañía invertirá cuatro millones de euros en tecnología de vanguardia

 

En 2019, Carpisa Foods destinará cuatro millones de euros en área de innovación y en desarrollos aplicados a la industria de la alimentación. “La ultracongelación, técnica en la que somos líderes, nos permite garantizar la calidad y diferenciarnos”, afirma Jorge Castelló, director general de Carpisa Foods. “Esta capacidad de ofrecer productos a la medida de cada cliente es una de las claves de nuestro éxito y motor de crecimiento estos últimos años”.

Este año, parte de la inversión irá destinada a tecnología de vanguardia como, por ejemplo, una nueva formadora incorporada en la línea de producción de hamburguesas que permite mejorar la textura y crear distintas formas.

La exportación se consolida

Las ventas en el exterior de Carpisa Foods alcanzaron en 2018 un 21,3% de la facturación total. La compañía, que en la actualidad está presente en más de 30 países de Europa, África y Oriente Medio, tiene como objetivo consolidar su sólida posición en países clave como Francia, Portugal y Alemania y apostar por nuevos mercados.

Las exportaciones crecen en torno a un 20%

 

Con el objetivo de reforzar esta estrategia de expansión, la compañía ha incorporado recientemente a Luis Fernandes como director Comercial. “Carpisa Foods, por sus exigentes controles y la calidad de sus productos, tiene gran reputación a nivel internacional y es sinónimo de garantía y confianza. Nuestro objetivo es seguir trabajando para reforzar los mercados en los que operamos y ocupar una posición cada vez más relevante a nivel internacional”, indica Fernandes.

Innovación para aportar valor añadido

Una de las áreas que más ha crecido en Carpisa Foods es el departamento de I+D, que en 2018 se reforzó con la inauguración de The Beef Kitchen Lab, un centro pionero en investigación e innovación aplicada al mundo de la carne.

En este espacio los clientes de Carpisa Foods pueden realizar controles de calidad de materia prima y de producto elaborado, así como también, crear recetas exclusivas apoyándose en la experiencia y asesoramiento experto de la compañía.

Inversión en I+D para desarrollar nuevas líneas de negocio como la gama Brooklyn Town

 

En 2019 Carpisa Foods seguirá trabajando en los lanzamientos orientados al consumidor final. Integrar la investigación alimentaria en el proceso de desarrollo de nuevos productos permite a la compañía detectar las nuevas tendencias de consumo y responder mejor a las necesidades actuales.

Brooklyn Town, las primeras hamburguesas ultracongeladas del mercado, ya están disponibles en las principales cadenas de distribución de toda España. Tras el éxito de este lanzamiento, Carpisa Foods avanza en el sector de la alimentación vegetal con Vegreen. Estas hamburguesas veganas ultracongeladas tienen gran parecido, tanto en jugosidad como en textura y sabor, con la carne.

Por su parte, HAQ es la primera marca de productos ultracongelados halal dirigida al consumidor final. La gama de hamburguesas, disponibles en los supermercados Alcampo, satisfacen las necesidades de unos consumidores que exigen productos de calidad y con plenas garantías en la certificación halal.

Compromiso con el talento

Carpisa Foods incrementó en 2018 su plantilla media en un 9%, hasta alcanzar los 250 empleados con los que cuenta en la actualidad.

Una de las áreas que más crecido dentro de la compañía es el Departamento de Calidad, que cuenta con un equipo multidisciplinar de 18 expertos en áreas como veterinaria, biología, ingeniería agrícola, tecnología de los alimentos, dietética y nutrición, entre otros. “La especialización de los equipos técnicos resulta imprescindible para cumplir con nuestro nivel de exigencia en términos de calidad y seguridad”, apunta Virginia Orozco, directora de Recursos Humanos de Carpisa Foods.