La multinacional española Chupa Chups ha constituido una joint venture con el mayor fabricante confitero turco, Kent Gida, para producir chicles y caramelos en San Petersburgo. La empresa conjunta, denominada Chupa Chups Kent, contará con una nueva factoría, en la que se invertirán más de 24 millones de euros (4.000 millones de pesetas) y cuya puesta en marcha está prevista para después del verano, con una capacidad de producción de 35.000 toneladas anuales.