AMDPress.- La compañía riojana Conservas Cidacos espera disponer de sus nuevas instalaciones de Funes (Navarra) prácticamente operativas al 100% a partir del próximo mes de abril, después de completar el traslado de su actual fábrica en la localidad navarra desde el centro de la población hacia una parcela más amplia en sus inmediaciones. El nuevo centro fabril, que ha contado con un presupuesto inicial de nueve millones de euros, se ubica en una superficie total de 160.000 m2, de los cuales se han edificando 20.000 en una primera fase.

El nuevo complejo acogerá a los 75 empleados (50 fijos y 25 discontinuos) que trabajan actualmente en Funes, y en él se producirán, como indica Raúl Baroja, director de exportaciones de Conservas Cidacos, tres líneas básicas de producto: maíz, platos preparados y legumbres cocidas.

Como señala Baroja, esta operación se enmarca además en la actual estrategia de la compañía de potenciar su oferta de productos preparados "reinventando el concepto de las conservas", y después de introducir el pasado año una nueva línea con seis variedades a partir de legumbres y otra con tres basadas en el champiñón, ultima el lanzamiento de otras variedades para microondas en la línea del "calentar y comer", respondiendo a la demanda creciente de los consumidores de comodidad sin renunciar a una buena alimentación. Además de en Funes, Conservas Cidacos dispone de fábricas en Autol (La Rioja), Cáceres y Toledo, así como dos plantas en China.