AMDPress.- La multinacional norteamericana Coca-Cola y su ex-responsable financiero de la división de máquinas expendedoras de bebidas, Matthew Whitley, han alcanzado un acuerdo por el que el fabricante se compromete al pago de 540.000 dólares (cerca de medio millón de euros) y Whitley, a abandonar su denuncia (ver ARAL Digital número 773), en la que afirmaba que Coca-Cola infló sus cuentas para conseguir contratos como proveedor de compañías como Burger King, a quien ya tuvo que indemnizar con 21,1 millones de dólares como compensación por el daño causado por su manipulación sobre una encuesta de márketing (ver ARAL Digital número 792).