AMDPress.- Bodegas Riojanas ha presentado a la CNMV los resultados de los primeros nueve meses del ejercicio 2004 con unas ventas consolidadas de 7,8 millones de euros y un beneficio neto consolidado de 404.320 euros, lo que representa respectivamente unos crecimientos del 11,8% y el 11,1% en comparación con el mismo período un año antes.

Bodegas Riojanas destaca de este período la aportación después de “una favorable evolución” de Bodegas Torreduero, lo que unido a otros factores ha permitido un crecimiento en el resultado ordinario del 18,4%.

Para la elaboración de los futuros caldos, la compañía vitivinícola destaca la calidad de la uva que han recibido de Rioja y de Toro, y señala que en esta última denominación han encontrado “una cosecha extraordinaria, tanto en calidad como en cantidad”.