Aral Digital.- El grupo británico de supermercados Sainsbury ha aumentado sus ventas totales un 7,1% en el cuarto trimestre de 2009, mientras que el incremento de las ventas comparables se ha cifrado en un 4,8%. En todo el año, las ventas comparables han crecido un 3%.

Asimismo, la compañía ha puesto en marcha seis nuevos establecimientos y ha concluido cinco ampliaciones de tiendas, generando más de 1.500 nuevos puestos de trabajo.

“Estas cifras completan un año fuerte en el que hemos acelerado nuestra estrategia de crecimiento”, afirma su consejero delegado, Justin King. Desde la compañía esperan que el consumo se mantenga débil en 2010, si bien, consideran que la empresa está bien posicionada para seguir progresando en el nuevo año fiscal.