Una nueva manera de consumir atún llega a España de la mano de Seakings. La marca busca revolucionar el segmento de las conservas," el cual llevaba anclado en los mismos formatos desde hace más de un siglo", según indican desde la empresa. Gracias a diferentes avances tecnológicos aplicados al envasado del atún, esta compañía española presenta ahora su formato de conserva de atún en bolsa “pouch” que representa una nueva manera de consumir este producto.

Hasta la fecha, el consumidor únicamente podía encontrar en el mercado el atún en conserva envasado en botes de vidrio o, más a menudo todavía, en las tradicionales latas de hojalata o chapa cromada. Sin embargo, y tras el éxito alcanzado por Seakings en el sector Horeca con su producto de atún en bolsa “pouch” para hostelería, ahora la empresa lo ha puesto a la venta a través de la red de tiendas de Carrefour en España.

Desde la compañía se incide en que los Pouchs de atún de Seakings presentan diversas ventajas frente a las latas tradicionales, lo que le hace augurar también éxito en su categoría ahora que se adentra en el mercado de retail. Por una parte, las latas tradicionales contienen un 65% de atún mientras que el 35% restante es aceite que mayoritariamente termina por desecharse con la consecuente contaminación que esto genera dado que el aceite no es fácilmente reciclable. Además, las bolsas de atún de Seakings contienen un 90% de atún, lo cual representa un considerable incremento de la cantidad de producto que se adquiere por un precio final muy similar.

Gracias a diferentes avances tecnológicos aplicados al envasado del atún, esta compañía española presenta su formato de conserva de atún en bolsa “pouch” que representa una nueva manera de consumir este producto

Además, las bolsas de atún “pouch” de Seakings no incluyen ningún tipo de aditivos, al tiempo que evitan al consumidor el riesgo de sufrir los posibles cortes que en ocasiones tienen lugar en el proceso de manipulación de las latas. Otro factor ventajoso a tener en cuenta es que el peso se reduce significativamente, pues las bolsas son mucho más ligeras y cómodas de transportar que las latas o los tarros de cristal. A su vez, suponen una opción más eficiente y práctica a la hora de almacenarlas en casa dado que ocupan mucho menos espacio y se apilan fácilmente unas sobre otras. Por último, desde Seakings se destaca que este es un formato más sostenible dado que incluye una cantidad mínima de aceite que al final termina por desecharse, lo que supone un 20% menos que los formatos tradicionales.

Las bolsas de atún “pouch” de  Seakings se presentan en tres variedades distintas: trozos de atún claro al natural, en aceite de girasol y en aceite de oliva. Las tres opciones están ya disponibles para su venta en toda la red de tiendas Carrefour de España por un precio estimado de 1 euro la unidad.