Mahou San Miguel destina 14 millones de euros en su manantial de Solán de Cabras en 2018, una cifra que triplica la inversión acometida en el año anterior. Desde 2011, cuando el manantial pasó a formar parte de la compañía, ha destinado un total de 34,9 millones de euros a estas instalaciones para asegurar su competitividad y sostenibilidad futuras.

El esfuerzo inversor del pasado año se concretó en la puesta en marcha de 24 proyectos distintos, entre los que destacan la puesta en marcha de una nueva línea de envasado en vidrio, la construcción de una nave de envasado y la ampliación de la nave de aprovisionamiento y expediciones, para dar respuesta a las necesidades de crecimiento del propio manantial facilitando y optimizando la operativa actual y futura. El manantial de Solán de Cabras y su centro de envasado cuentan con una superficie total edificada de 11.810 metros cuadrados, con una capacidad productiva de 3 millones de hectólitros al año y cinco líneas de envasado multiformato.

El manantial posee una capacidad productiva de 3 millones de hectolitros

 

Además, entre los proyectos de inversión de 2018 en el manantial, cabe destacar la rehabilitación del espacio histórico que recibe el nombre de Baños de la Reina, que se ha inaugurado con la asistencia del presidente de la Junta de Comunidades de Castilla- La Mancha Emiliano García Page. El acondicionamiento de este edificio, que data del siglo XVIII y que se ha incorporado al Inventario del Patrimonio Arquitectónico de Interés Histórico. Esta acción se enmarca en el compromiso que Mahou San Miguel mantiene con la preservación del paraje de Solán de Cabras, marca de agua de referencia de su Unidad de Negocio de Aguas.

“Invertimos de manera constante en estas instalaciones para reforzar nuestra posición como referente industrial en el sector, para preservar nuestro entorno y para contribuir al desarrollo económico y social de la provincia, a través de la creación de puestos de trabajo de calidad, la generación de valor para todos nuestros clientes y proveedores locales y la puesta en valor del patrimonio cultural conquense”, explica José Manuel Paniagua, director del Manantial.

El manantial genera 126 puestos de trabajo directos

 

Estas instalaciones generan diariamente 126 puestos de trabajo directos, contribuyendo con su actividad a la creación de riqueza en la provincia. Un compromiso que se refleja también en los más de 10 millones de euros destinados en 2018 a la compra de bienes y servicios a un total de 39 empresas conquenses. Si hablamos de los últimos cuatro años, la aportación a los proveedores locales asciende a más de 32 millones de euros.

Además, la cervecera, fiel a su papel como dinamizadora de la vida social local, colaboró el pasado año en diversas iniciativas relacionadas con la cultura y el ocio de la provincia, entre las que destacan el patrocinio del Festival Estival Cuenca.