Lidl continúa con su plan de ampliación y mejora de su red de tiendas, con la inauguración esta semana de tres nuevos puntos de venta en Arteixo (A Coruña), Cuarte de Huerva (Aragón) y Don Benito (Extremadura). En total, la compañía ha invertido cerca de 8 millones de euros en los tres centros, en los que trabajarán unos 80 empleados, más de 50 de ellos de nueva contratación.

Con la apertura de su nueva tienda de Arteixo, Lidl accede a uno de los polos comerciales más dinámicos de A Coruña. El establecimiento, en el que se han invertido 2,2 millones de euros, tiene una plantilla de unos 25 empleados.

Las tres tiendas siguen el último modelo de tienda por el que está apostando la compañía, que destaca por su luminosidad y sostenibilidad

El nuevo Lidl de Cuarte de Huerva es el más grande de todo Aragón y prestará servicio al propio municipio, a la zona sur de la ciudad de Zaragoza y a otras poblaciones cercanas. En su apertura la cadena ha invertido más de 3 millones de euros y generará 25 nuevos puestos de trabajo.

Por último, Lidl abrirá también su nueva tienda en el municipio pacense de Don Benito, tras una profunda renovación en la que se han invertido más de 2,5 millones de euros. El centro ha contratado a una decena de nuevos empleados hasta conformar una plantilla cercana a las 30 personas.

Las tres tiendas cuentan con amplias salas de venta, entre 1.250 y 1.400 metros cuadrados, e incorporan el surtido fijo de 1.800 referencias de Lidl, compuesto por productos de alimentación fresca y envasada, droguería y limpieza del hogar, y cosmética e higiene, que permiten al cliente realizar una compra completa. También tendrá su espacio el surtido variable de la cadena de supermercados, con unas 5.000 referencias de alimentación y bazar, que se comercializan periódicamente a través de semanas temáticas.

Tras estas tres inauguraciones, la cadena de supermercados cierra el mes de octubre con un total de siete nuevas aperturas.