AMDPress.- Kimberly-Clark ha obtenido unas ventas de casi 3.450 millones de euros durante el segundo trimestre de su actual ejercicio fiscal, lo que representa un crecimiento del 5% respecto al mismo periodo del año anterior derivado del aumento de las ventas de productos de tisú e higiene personal en términos de volumen.

Los tres principales segmentos en los que la firma desarrolla su actividad han reportado ganancias en su beneficio operativo. Así, las ventas de productos de papel tisú aumentaron un 9,8% respecto a 2001, con incrementos en todas las regiones a nivel mundial. En Europa, las ventas de esta división crecieron un 7%, mientras que el volumen aumentó en un 6%, gracias al buen desarrollo del papel higiénico Scottex en España, entre otros.