AMDPress.- Las ventas netas del Grupo Revlon han mostrado una caída aproximada del 2% durante el tercer trimestre de 2003, hasta 273,1 millones de euros (316,5 millones de dólares), como consecuencia del bajón mostrado en las ventas de la región norteamericana, ha apuntado la compañía, donde han bajado un 9%.

Por contra, las ventas internacionales se han incrementado un 14%, hasta 90,1 millones de euros (104,4 millones de dólares), gracias principalmente al cambio favorable de moneda extranjera y al buen desarrollo mostrado en determinados mercados clave que han compensado la debilidad de países como Brasil, México y algunos mercados de Rusia y Europa Oriental y del Este.

Jack Stahl, presidente y consejero delegado de Revlon, ha destacado el progreso en el desarrollo de las marcas de la compañía y las acciones de crecimiento del negocio con sus consumidores directos, además de hacer hincapié en las inversiones significativas para revitalizar sus marcas durante 2003.

La compañía ha destacado también cargos de unos 4,3 millones de euros (5 millones de dólares) asociados a su plan de crecimiento, que incluye, entre otros, la efectividad de sus campañas de publicidad y promociones en el punto de venta o el proceso de desarrollo de nuevos productos.

Para el acumulado de los nueve primeros meses de año, Revlon ha obtenido un avance del 3% en las ventas, hasta unos 803,2 millones de euros (930,8 millones de dólares). En Norteamérica han resultado ser ligeramente menores a las del mismo periodo del año precedente, si bien a nivel internacional han crecido aproximadamente un 11% teniendo en cuenta el impacto favorable del cambio de moneda extranjera -han crecido un 3% excluyendo este factor-.