Aral Digital.- El operador suizo Migros ha cerrado 2010 con un beneficio neto de 659,7 millones de euros, lo que supone un incremento del 0,6% respecto a los datos del año anterior. Asimismo, la cifra del Ebitda registrada por el gigante centroeuropeo ha alcanzado los 914 millones, un 2% más.

“2010 ha sido un año muy bueno para Migros”, asegura Herbert Bolliger, presidente de la Dirección General de la Federación de Cooperativas Migros (FMC). Además, la cifra de negocio del grupo cooperativo ha ascendido un 0,4%, hasta totalizar 19.399 millones de euros.

“Pese a la intensa competencia experimentada en el sector de la distribución, Migros ha mantenido su crecimiento y ha reforzado su posición de liderazgo en la relación calidad-precio”, explica Bolliger. La compañía ha argumentado estos resultados con el “lanzamiento” de nuevos productos, con la presentación de surtidos “más atractivos”, con la “rebaja” de precios y con una “gestión más rigurosa” de costes.