AMDPress.- La multinacional estadounidense Procter&Gamble (P&G) va a acometer en los próximos meses una serie de reestructuraciones en sus áreas de negocio, además de ciertos cambios en el cuadro directivo relacionados con ello. La iniciativa tiene como finalidad dinamizar las operaciones y respaldar el crecimiento de la compañía en el futuro.

Así, a partir del próximo 1 de julio las unidades de negocio quedarán establecidas en los sectores globales de belleza, salud, cuidado de la familia y del bebé y,finalmente, mantenimiento del hogar. Las nuevas unidades de negocio, creadas para asegurar una suave transición derivada de la retirada de diversos consejeros en los próximos seis a doce meses, serán dirigidas por un respectivo vicepresidente.

Los cambios a acometer, entre los que se incluye un nuevo puesto de presidentes de grupo para asumir las responsabilidades de cada negocio, afectarán exclusivamente a la alineación de la organización, y no supondrá cargas especiales, según ha destacado la multinacional.