La empresa del Grupo Fuertes Fripozo ha cerrado el ejercicio de 2013 con un crecimiento superior al 9%, cifra que contrasta con la evolución del mercado de productos ultracongelados, que ha decrecido un 1,8% en valor.

Desde la compañía se señala que para lograr este comportamiento y alcanzar una facturación anual de 77,5 millones de euros, "Fripozo, ha reorientado el concepto "innovando", como proceso interno, transformándolo en "innoVENDO", que tiene como base un claro enfoque orientado a resultados". La empresa indica, igualmente, que la búsqueda de una innovación que sea relevante para los consumidores ha dado como resultado el lanzamiento de una nueva gama de productos "Calentar y Listo", alimentos empanados y crujientes que se preparan en sartén y sin aceite.

La línea de productos "Calentar y Listo" ha ampliado su gama con una línea de salteados y preparados para huevos rotos que se preparan en microondas y que cuentan con un alto contenido de york, pavo o bacon que realzan su sabor y aporte nutricional, constituyendo uno de los productos más novedosos y de mayor aceptación de los recientemente incorporados, explica la compañía.

Fuentes de la empresa destacan, además, el notable crecimiento alcanzado en el canal de restauración donde el crecimiento ha sido de un 17% en el último año, de nuevo en un entorno de recesión. Este nuevo impulso y desarrollo está basado en una combinación de soluciones de alimentación especialmente desarrolladas para el restaurador y un enfoque de asesoramiento orientado al cliente.

El director general de la compañía, Vicente Soto, ha señalado que "el objetivo de Fripozo es ayudar a que a sus clientes de restauración les vaya cada día mejor y puedan así fidelizar a sus comensales, convirtiéndoles en habituales".