Isabel García Tejerina, ministra de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, ha visitado las instalaciones de Galletas Gullón, acompañada de la presidenta y consejera delegada de la compañía, María Teresa Rodríguez Sainz-Rozas, del director general, Juan Miguel Martínez Gabaldón, y del equipo directivo de la galletera. García Tejerina destacó al conocer Gullón, "una de las plantas industriales más grandes de Europa". "Quien ha visitado Gullón ha visto lo que es crear una empresa puntera a nivel mundial, en permanente crecimiento, socialmente responsable, especialmente vinculada con toda la gente de Aguilar de Campoo y donde la innovación es una constante", ha afirmado la Ministra al término de la visita. "Animo de verdad a esta empresa a que sigan empujando y trayendo tanta riqueza a nuestro medio rural".

"Sabemos que el siglo XXI es el siglo de la salud, estamos potenciando la I D, trabajamos mano a mano con los centros tecnológicos de la región y con universidades porque sabemos que este es el camino", declaró el director general Juan Miguel Martínez Gabaldón. "Vamos a seguir exportando el éxito que hemos conseguido en nuestro país al resto del mundo". "Una empresa que no crece, muere. Por eso seguimos apostando por la inversión, por crecer y seguir siendo competitivos", afirmó tajante la presidenta y consejera delegada de Gullón, María Teresa Rodríguez Sainz-Rozas. "Quiero agradecer a la Ministra su visita. Estoy impresionada por su inteligencia, su validez y de los amplios conocimientos que tiene", concluyó.

La visita cierra un año muy intenso para Galletas Gullón. El pasado mes de abril inauguró la planta industrial VIDA en la que ya ha invertido 84 millones de euros. Asentada sobre una superficie de 55.000 m2, VIDA cuenta por el momento con tres líneas de producción, que se ampliarán a cinco a lo largo del próximo año. La extensión total que puede alcanzar VIDA es de 110.000 m2. Además se está ampliando la zona de almacenaje con el fin de mejorar el manejo de stocks y mantener el nivel de calidad en la distribución del producto a los clientes. El objetivo es triplicar la actual capacidad de almacenaje de palés que en este momento es de 19.000.

La plantilla de Gullón ronda en este momento las 1.250 personas. Desde 2014 la plantilla ha aumentado en 250 personas, un 25%. La previsión es que la plantilla siga creciendo en 2016 y los próximos años al tiempo que se incremente la capacidad de producción de VIDA.
Aunque aún es pronto para dar los datos de ventas de 2015, la previsión de Gullón es que a cierre de año se habrán superado los 300 millones de euros, alcanzando un nuevo récord histórico. Gullón lleva tres décadas incrementando la facturación a un ritmo medio del 10% anual.