AMDPress.- La firma valenciana Gaspar Peral y Cía ha presentado un expediente de suspensión de pagos en el juzgado de primera instancia número siete de Alicante. Gaspar Peral, con sede social en Alicante y central operativa en Massanasa, es el primer operador de aceite comestible de la Comunidad Valenciana, con una cifra de negocios que ronda los 36 millones de euros (6.000 millones de pesetas). Una de sus principales líneas de negocio era la de aceite de orujo, producto que comercializaba a través de la referencia Dulceoliva. Además la compañía comercializa las marcas El Ama, de aceite de oliva, y La Pista, para el de semillas.