Aral Digital.- Richard Anmella ha sido elegido para dirigir la nueva división de galletas de Panrico, Artiach, recientemente adquirida a Kraft. Hasta ahora, Anmella desempeñaba su cargo como primer ejecutivo de La Piara (Nutrexpa). Ahora, este barcelonés de 46 años reportará directamente al consejero delegado de Panrico, Joan Cornudella.

Richard Anmella gestionará un negocio de más de 70 millones de euros, cuyos activos principales son las marcas Marbú Dorada, Filipinos y Chiquilín, que ya había dirigido en 2001 como presidente de la antigua Nabisco Iberia.

Anmella deberá desarrollar el plan de crecimiento de Articah, ahora convertido en el segundo operador del mercado español de galletas, con una cuota de casi el 12%, por detrás de Kraft Biscuits (30%). Asimismo, este profesional asumirá la responsabilidad de integrar la fábrica de galletas de Orozco (Vizcaya), la cual cuenta con una plantilla de 240 personas.