Coca-Cola European Partners (CCEP) ha anunciado sus resultados preliminares para el cuarto trimestre y el ejercicio completo finalizado a 31 de diciembre de 2018 y sus previsiones para el ejercicio 2019.

Los ingresos de la compañía en 2018 ascendieron a 11.500 millones de euros, con un aumento del 4%, o un incremento del 4,5% a tipo de cambio constante. El volumen comparable disminuyó un 1,0%, mientras que los ingresos por caja unidad aumentaron un 5,5%, lo que refleja un enfoque continuo para impulsar un crecimiento de ingresos sostenible y rentable.

El beneficio operativo contable fue de 1.300 millones de euros, lo que supuso un incremento del 3%. El beneficio operativo comparable fue de 1.600 millones de euros, un incremento del 7%, o un incremento del 7,5% en base comparable y a tipo de cambio constante, lo que refleja una tasa de ejecución del 100% en los compromisos de sinergias tras la fusión.

El flujo de caja libre (Free Cash Flow) fue de 1.100 millones de euros. El ROIC (Return On Invested Capital o retorno del capital invertido) mejoró en 90 puntos básicos hasta el 9,9%.

El beneficio operativo bajo un 2% en el cuarto trimestre 2018

Durante el cuatro trimestre de 2018, los ingresos ascendieron a 2.800 millones de euros, un aumento del 5% en base contable a tipo de cambio constante. El volumen comparable disminuyó un 2,5%, mientras que los ingresos por caja unidad aumentaron un 6%.

El beneficio operativo contable fue de 194 millones, con un descenso del 2%. El beneficio operativo comparable fue de 362 millones, un incremento del 6,0% o un incremento del 6,5% en base comparable y a tipo de cambio constante.

Previsiones para 2019

CCEP proporciona previsiones para el ejercicio 2019, incluido un crecimiento de ingresos a tipo de cambio constante en la franja baja de un solo digito -low single-digit range- (excluyendo el impacto del aumento de los impuestos a las bebidas no alcohólicas); crecimiento del beneficio operativo en base comparable y a tipo de cambio constante de entre el 6 -7%. Asimismo, ha anunciado su intención de solicitar la admisión a cotización en el Mercado Principal de la Bolsa de Valores de Londres como un listing estándar y de retirarse de Euronext Londres a partir del 28 de marzo de 2019 (manteniendo el resto de las cotizaciones).

Damian Gammell, CEO de Coca-Cola European Partners ha señalado, "Después de nuestros primeros dos años como Coca-Cola European Partners, continuamos construyendo una compañía basada en tres pilares: 'Great beverages, great services and great people'. En particular, nuestros empleados han cumplido nuestros compromisos de fusión mientras continúan construyendo el futuro".

"Nuestros resultados de 2018 demuestran este impulso, lo que refleja nuestro enfoque continúo dirigido a un crecimiento rentable de los ingresos a través de una sólida gestión de precios y mix de productos y una sólida ejecución en el mercado. Estoy especialmente orgulloso de cómo nuestros equipos aceptaron los desafíos positivos que trajo la excelente climatología de verano en el Norte de Europa, parcialmente contrarrestados, por un negocio algo menor en España y Francia".

"Mirando hacia el futuro, tenemos una visión apasionante pero realista de nuestras oportunidades de crecimiento a largo plazo. Continuamos ampliando nuestro porfolio como Compañía Total de Bebidas, mientras que continuamos invirtiendo en nuestras las capacidades de nuestro negocio principal, que impulsarán el éxito sostenible, respaldado por nuestro plan de acción de sostenibilidad "Avanzamos". Lanzado hace poco más de un año, estamos trabajando para cumplir con nuestros compromisos para 2025. Ya estamos liderando el cumplimiento de objetivos en emisiones de carbono y agua y mantenemos un progreso adecuado en envases, pero sabemos que necesitamos hacer más. Sobre esto, queremos liderar junto con The Coca-Cola Company la conversación con nuestros stakeholders".

"Es un momento fantástico para liderar CCEP. Confío plenamente en nuestros objetivos de crecimiento anuales a medio plazo, que ahora, después de haber terminado 2018 con un payout del 50% y anunciar más de 1.000 millones de euros en recompra de acciones, demuestran nuestro objetivo final de ofrecer un valor sostenible para nuestros accionistas".