2.000 personas de más de 30 países han participado en el último reto propuesto por Carrefour: encontrar la forma de utilizar la tecnología más puntera para mejorar la experiencia de los usuarios. Para organizar este reto, Carrefour participa en el mayor hackathon de telecomunicaciones del mundo: TADHACK, en colaboración con la Universidad Politécnica de Madrid (UPM).

Los hackathons son una nueva modalidad de competición en la cual se les proponen retos a los participantes para que resuelvan en las siguientes 24h. En estos retos participan perfiles muy distintos, con equipos formados por estudiantes y profesionales que combinan conocimientos técnicos y de negocio, así como capacidades creativas y de diseño.

El jurado, formado por los directores de Innovación y Data Science de Carrefour, se ha decantado por la propuesta de Andreina Montoya, Adrian Velásquez y Andres Muñoz Arcentales, con su "SmartWeb" o "Web Inteligente". Consiste en una web de diseño limpio y rompedor, cargada de inteligencia artificial y lo último en bases de datos gráficas, que recomienda recetas basándose en el conocimiento de los gustos del usuario.

Las propuestas de los equipos han combinado las últimas tecnologías en inteligencia artificial y telecomunicaciones. Entre los trabajos de los participantes se encuentran aplicaciones como: asistentes virtuales que llaman por chat al usuario; aplicaciones de realidad virtual que identifican el producto y muestran sus características en una burbuja flotante; o sistemas que detectan la cara del cliente para proporcionar servicios acordes a sus gustos.