Hostelería de España, Aecoc y Fiab piden al Gobierno que sea la distancia de seguridad la que marque el aforo de los establecimientos, al tiempo que consideran insuficiente el 40% de aforo previsto en la Fase 2, por lo que solicitan ampliar hasta un mínimo del 50% el aforo en el interior de los locales de hostelería siempre y cuando la distancia de seguridad pueda garantizarse.

Las tres organizaciones consideran que esta medida, que también ha solicitado el Gobierno vasco al Ejecutivo presidido por Pedro Sánchez, serviría para acelerar el proceso de recuperación económica y para recobrar parte de la actividad de uno de los sectores más castigados por la crisis provocada por el coronavirus.

La hostelería podría perder alrededor de 900.000 empleos y más de 54.000 millones de euros hasta final de año si no se recupera el turismo

“La distancia de seguridad debe ser la que marque la vuelta a la actividad de los negocios hosteleros. Además, es importante incidir en que el uso obligatorio de la mascarilla introduce un elemento nuevo de seguridad, que deja en desuso las franjas horarias que no son aplicables en hostelería y comercios.”, afirma José Luis Yzuel, presidente de Hostelería de España.

Al mismo tiempo defienden que la reapertura de los locales se realice en condiciones de máxima seguridad para trabajadores y clientes, respetando la distancia social y exigiendo otras medidas como la publicada hoy en el Boletín Oficial del Estado acerca del uso obligatorio de mascarillas cuando no se pueda garantizar una distancia mínima.

Y es que la hostelería, según datos de un estudio reciente, podría perder alrededor de 900.000 empleos y más de 54.000 millones de euros hasta final de año si no se recupera el turismo y se ponen en marcha planes de apoyo al sector en la línea de los aprobados en Francia o Italia, entre otros países.