AMDPress.- Puig Beauty & Fashion Group alcanzó una facturación de 924 millones de euros en 2002. Este resultado supone un crecimiento del 1% respecto a los 914 millones del año anterior y ha originado un beneficio operativo después de gastos extraordinarios de 87,3 millones. La compañía, que obtiene el 55% de sus ingresos fuera de España, prevé superar los 1.000 millones en el presente ejercicio.

Por zonas, la crisis en Argentina, la inestabilidad de Latinoamérica y la debilidad del dólar han sido los principales obstáculos en el crecimiento de Puig, tanto en ese área como en el conjunto del grupo. Sin embargo, la compañía incrementó un 32% sus ventas en Italia, un 25% en el Reino Unido y un 19% en Alemania. De igual forma, por actividades, el 45% de la facturación correspondió a la división Fragances & Personal Care, el 50% a Prestige Beauty Brands y el 5% a la división Fashion.

Además, durante el pasado año Puig consolidó las adquisiciones de Gal y Myrurgia y eliminó 25 marcas de su portafolio. Asimismo, el grupo alcanzó sendos acuerdos para el desarrollo y la distribución de productos con la marca japonesa de moda Comme del Garçons y con la cadena de tiendas Mango. En el primer caso, Puig espera registrar una facturación de 50 millones procedentes de la alianza con la firma japonesa, mientras que el contrato con Mango se ha materializado con el lanzamiento de MNG cut for woman.

En esta línea de acuerdos, el grupo Puig Beauty & Fashion ha creado una joint venture al 50% con la italiana Prada, firma del sector de productos de lujo. La nueva sociedad, cuyo objetivo es el desarrollo del negocio de fragancias y cosmética bajo la marca Prada en todo el mundo, tiene su sede en Barcelona y ha adquirido al grupo italiano su negocio de cosmética. La joint venture espera lanzar su primer producto durante el próximo año y obtener una cifra consolidada de negocio superior a 200 millones entre los próximos tres y cinco años.

El Grupo Prada obtuvo el pasado ejercicio una facturación de 1.578 millones de euros, con un beneficio operativo de 210 millones de euros. Cuenta con marcas como Prada, Jil Sander, Church's, Helmut Lang, Genny y Car Shoe, además de dos marcas gestionadas bajo licencia exclsuiva, Miu-Miu y Azzedine Alala. De todas ellas, Prada y Miu-Miu representaron el 83% de los ingresos en los 65 países en los que la compañía está presente con sus 247 establecimientos.

Por otro lado, Puig Beauty & Fashion ha anunciado la apertura de tiendas propias y el desarrollo de una nueva línea de fragancias para el hogar bajo la marca Maison Parfum. De esta manera, el lanzamiento de Maison Parfum se realizará con la apertura de establecimientos propios en Barcelona y Madrid.

Por último, el grupo prevé que la nueva fábrica de Gal en Alcalá de Henares entre en funcionamiento en el último trimestre de 2003. Esta factoría, que ocupa una superficie de 42.000 metros cuadrados y comenzó su construcción en junio de 2002, supondrá la ampliación de la plantilla de Perfumería Gal hasta 360 empleos directos y 40 indirectos.