El grupo de distribución Caprabo ha elevado su volumen de facturación a 54.487 millones de pesetas durante el primer trimestre del año 2000, que equivalen a unas ventas netas de 49.815 millones de pesetas. Estas cifras sitúan el crecimiento de la actividad de Caprabo en un 22,2% respecto al mismo periodo del ejercicio anterior. La previsión de facturación para este año se sitúa en torno a los 250.000 millones de pesetas. Por otro lado, y siguiendo con su plan de expansión, la cadena de supermercados abre mañana jueves un nuevo centro en la localidad madrileña de Valdemoro, donde inauguró recientemente un centro logístico de 37.000 metros cuadrados que abastece a toda la zona centro, con una sala de ventas de 660 metros cuadrados. Además, mañana Caprabo también inaugura otro establecimiento de 1.900 metros cuadrados de sala de ventas en Esplugues de Llobregat. Actualmente, el número de puntos de ventas se sitúa en 315, tras las siete aperturas realizadas hasta este mes de abril, con una superficie de ventas de 284.652 metros cuadrados.