La búsqueda de equilibrio entre los requisitos de etiquetado y los derechos legítimos de los titulares de marca, la preocupación existente en los sectores de alimentación, bebidas y tabaco ante las nuevas tendencias regulatorias internacionales, y la petición expresa a los reguladores de que legislen teniendo en cuenta todos los intereses en juego han sido los principales ejes en los que se ha centrado la sesión celebrada recientemente en Madrid por Andema, Asociación Nacional para la defensa de la Marca. En la misma, el presidente de Andema y presidente de Freixenet, José Luis Bonet, ha defendido que para cualquier empresa la marca es uno de sus principales activos y que es deber de las Administraciones cuidar de ese patrimonio. En su opinión, la seguridad y la información del etiquetado deben guardar proporcionalidad con la presencia de la marca, y ha manifestado que el valor de la marca reside en su uso, por lo tanto, rechaza medidas que puedan restringir su utilización legítima como está ocurriendo con la Directiva Europea de Productos del Tabaco que puede constituir un peligroso precedente para empresas de otros sectores.

Luis de Grandes ha puesto en valor el concepto del etiquetado y de la marca como garantes no sólo de la confianza y seguridad que necesitan los consumidores sino también del buen funcionamiento del mercado, al tiempo que resaltó la contribución de las marcas a la economía de un país. El eurodiputado se ha referido asimismo a la directiva europea de productos del tabaco que en la actualidad se encuentra en pleno debate en Bruselas manifestando la necesidad de que las medidas que vayan a adoptarse garanticen un equilibrio justo entre los diferentes intereses en juego. Fernando Burgaz, director general de Industria Alimentaria del Magrama, se ha detenido en el etiquetado y ha manifestado que desde el Ministerio se va a incidir en una mayor transparencia en el origen de los productos dentro del etiquetado, y ha anunciado que se está trabajando en actualizar normativas orientadas a la equidad, la transparencia y unas reglas de juego claras en esta materia.