AMDPress.- El Consejo de Ministros ha aprobado un Real Decreto (que por tratarse de una norma básica, será de aplicación en todo el territorio nacional) sobre aguas de bebida envasadas que supone la incorporación al ordenamiento jurídico español de aquellos aspectos de la Directiva comunitaria de 1998 relativa a la calidad de las aguas destinadas al consumo humano, que afectan a las aguas envasadas.

La norma establece límites para algunas sustancias no reguladas en disposiciones previas, así como la adaptación de los límites ya establecidos con anterioridad para diversas sustancias. Igualmente, incluye las exigencias adicionales en materia de autocontrol de las plantas envasadoras, así como en cuanto a la intensidad de los controles a realizar por las autoridades competentes.