La empresa hortofruticola ecológica Biosabor, que ha recibido en las XX Jornadas de Nutrición práctica en Madrid el premio "Nutrigold 2016", por su novedoso gazpacho de invierno, ha abierto un nuevo horizonte en este campo. Desde la creación de su departamento de I D i en Nutrición y Salud, lleva más de un año apostando por la investigación en alimentación funcional para favorecer la salud de sus consumidores.

Fruto de estas actividades, Biosabor fue invitada a la presentación de la nueva pirámide de los alimentos celebrada en Milán, asistiendo la responsable del departamento Ana Molina Jiménez en representación de la empresa productora de frutas y verduras ecológicas. El pasado 7 de julio la comunidad científica presentó una nueva propuesta de pirámide de los alimentos en el marco de la I Conferencia Mundial de la Dieta Mediterránea, celebrada en Milán (Italia).

La agricultura es Dieta Mediterránea, se defendió en la conferencia, la clave para revitalizarla es ir al origen, dar a conocer sus bases y de donde vienen sus productos. Por esto se hizo especial mención a una producción sostenible y ecológica como lo era en sus comienzos, alegando con evidencias científicas que los alimentos ecológicos tienen un mayor contenido en hierro, zinc, vitamina C y antioxidantes en las frutas y verduras, y de ácidos grasos insaturados como el omega 3 en el caso de la leche y carne. Así como un menor contenido en proteínas, nitratos, cadmio y residuos de pesticidas.